Reflexión acerca del aprendizaje

El aprendizaje es un proceso donde influyen agentes internos y externos, en el cual se produce un cambio perdurable, para toda la vida, de nuestra conducta o comportamiento. Esto es posible a través de alguna práctica relacionada con la experimentación (a través de la experiencia).

A lo largo de nuestras vidas estamos en constante aprendizaje, desde que nacemos hasta que morimos. Este proceso puede ocurrir de manera consciente o inconsciente, dependiendo del objeto a aprender y de las circunstancias. Por ejemplo, cuando aprendimos a hablar lo hicimos sin darnos cuenta que lo estábamos haciendo; fue a través de la imitación, sobre todo de nuestros padres, como obtuvimos esta habilidad. Así pues, no tuvimos que aprender las reglas gramaticales para poder producir el lenguaje. Sin embargo, cuando aprendimos a manejar sí se requirió de prácticas conscientes, en donde nos iban diciendo los pasos a seguir y así los fuimos ejecutando.

Estamos en constante contacto con datos e información, y más ahora que vivimos en un mundo que cambia mucho más rápido de lo que algunos quisiéramos, y en donde el conocimiento se genera de manera exponencial, a través de la ciencia y la tecnología. Sería imposible poder almacenar toda la información que nuestro cerebro recibe a lo largo de nuestra vida y de nuestras experiencias, por lo tanto sólo es alguna la que llega a convertirse en verdadero conocimiento; y es ahí cuando se dice que hubo un aprendizaje. Puede que este proceso no sea inmediato; por ejemplo, aprendemos algo en el salón de clase (información), pero se convierte en conocimiento hasta que un día, estando en la calle, relacionamos lo visto en el aula con la realidad de nuestro entorno. En ese momento de comprensión y transferencia de la información, es cuando el cambio que se realizó internamente en cada uno es permanente y perdurable.

Existen diversos mecanismos para aprender, entre los cuales se encuentran la memorización, la reflexión, el análisis, la experimentación. Depende mucho de cada uno de nosotros y de nuestras capacidades cognoscitivas cuál de todos estos nos servirá mejor. Por lo general no se elige únicamente uno de ellos de manera aislada, sino que es un proceso complejo en el que participan todos o algunos de los mecanismos antes mencionados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s